¿Cómo liberarte y recuperarte de la codependencia?

La recuperación de la codependencia es sencilla, no es fácil, pero si es sencilla, se basa en la premisa que han olvidado o que nunca aprendieron: Cada persona es responsable de sí misma, esto implica aprender una nueva conducta a la que se dedicarán, la cual es cuidar de sí mismos.

Para recuperarse de esta condición que afecta a miles de personas, es importante saber que sin ayuda externa de un profesional especializado en esta área es imposible recuperarse. Es necesario combatir esta disfunción a través de terapias  combinándola con la ayuda espiritual, que  nos dará el valor y la fortaleza para lograr realizar los cambios de esos pensamientos y conductas que nos afectan a nosotros mismos y a nuestro entorno.

Reglas básicas del cuidado a ti mismo

El Desapego: no es la separación de la persona que te importa, sino de la agonía del envolvimiento. Desapegarse significa que le permites a los demás ser como son, le das la libertad de ser responsables y de madurar y te das a ti mismo la libertad, vives tu propia vida al máximo de tu capacidad, luchas por discernir qué es lo que puedes cambiar y qué no, esto significa vivir el momento presente en el aquí y el ahora.

Dejar de reaccionar: reaccionar significa actuar de manera impulsiva sin reflexión en lo que haces, por ello no debes tener miedo a la gente, es como tú. No debes dejar tu poder para pensar y sentir, no debes tomarte las cosas tan a pecho (de ti,  de los eventos y de las otras personas).

Jamás debes tomar la conducta de otra persona como el reflejo de tú autoestima, no apliques el rechazo como reflejo de ti mismo.

No tomes las cosas de manera tan personal.

No te aflijas por pequeñeces.

Libérate no intentes controlar la vida misma, es algo que no puedes.

No juegues a la víctima eres libre y sabes tomar decisiones.

No seas dependientes, esto significa vivir tu propia vida.

Ten en cuenta que tienes la responsabilidad de identificar tus necesidades y satisfacerlas.

Tienes la responsabilidad de solucionar tus problemas o de aprender a vivir con aquellos que no puedes resolver.

Eres responsable por las elecciones que haces, de lo que das y de lo que recibes, de fijar tus metas y de cumplirlas, de disfrutar de tu vida, de la cantidad de placer que encuentras, de amar a alguien y de la manera en que expresas ese amor, de lo que haces a los demás y de lo que permites que otros te hagan.  By Lily Pais

Comentarios

Comentarios

lilypaisoficial
Escrito por lilypaisoficial