La Importancia de entender las etapas de la adolescencia

En la adolescencia los jóvenes pasan por etapas de cambio, físicamente y  de carácter. Esto se debe a que en esta etapa ellos están formando su personalidad, buscando su propia identidad y como resultado emocionalmente se tornan mucho más vulnerables o sensibles a cualquier eventualidad difícil que se les presente.

El medio ambiente en definitiva  influenciara en el estado de ánimo en ellos. Estas características de cambios en su personalidad dependerán de la formación que hayan tenido desde pequeños.

Características generales de estos cambios y  sus síntomas:

Se vuelven intolerantes, experimentan una crisis de identidad, en algunos casos pasan por depresiones, falta de motivación, pereza, se tornan más influenciables o sufren de rebeldía.

Es muy importante resaltar, que influye la formación que ellos hayan recibido desde su niñez, en definitiva será el modelo a seguir en sus reacciones y comportamientos en esta fase de cambios tan delicados como lo es la etapa de la pubertad.

Para lograr  prevenir que el día de mañana ellos experimenten  estas características anteriormente mencionadas, es muy importante que nosotros los padres tomemos conciencia de lo que significa conectarnos emocionalmente desde su niñez.

La conexión emocional de nosotros los padres con nuestros hijos tiene que ver con la empatía que sintamos hacia ellos, hacia sus sentimientos, en ofrecerle el valor y el respeto que ellos merecen.

Desde que son pequeños es básico y elemental enseñarlos a entender e identificar sus sentimientos,  ya sea de frustración, resentimientos, rabia o tristeza, enseñarles  primeramente que  acepten estos sentimientos como algo natural  y luego ayudarles de una manera saludable a encausarlos.

Por lo general nosotros los padres por dogmas culturales tenemos la tendencia a subestimar los sentimientos de nuestros hijos cuando son pequeños, ¿de qué manera?

Juzgándolos, criticándolos y en casos extremos haciendo burla  de ellos.  Este tipo de actitudes que tomemos les creara mucha inseguridad,  falta de confianza en sí mismo, y lo más grave y dañino, “la represión de sus sentimientos”  que es lo que ocasiona tantas enfermedades psicológicas, emocionales y mentales, como las depresiones, adicciones, sentimientos de vacío y poca valía.,  y como resultado  se vuelven más rebeldes, ya que se sienten incomprendidos, abandonados emocionalmente, o rechazados.

Formación emocional de los hijos.

La vida de un ser humano se rige por las emociones, y la falta de dominio propio sobre ellos, y como resultado ocasiona la falta de compasión, consideración, respeto a nuestro prójimo.

Cuando educamos a nuestros hijos con una buena formación emocional les ayudamos a que  desarrollen seguridad en sí mismos y el día de mañana cuando estén experimentando la etapa de la adolescencia superaran estos cambios de una manera saludable y positiva.

Nosotros los padres al no haberles enseñado  a cómo procesar esos sentimientos negativos de una manera saludable, o por haber sido muy permisivos o demasiado condescendientes y no haber puesto límites en su momento, o por haber sido demasiado estrictos coartándoles el natural desarrollo de sus emociones y de sus sentimientos, muchos de ellos se vuelven malhumorados, impulsivos y muy agresivos.

En fin por los motivos que hayan sido, nosotros como padres debemos de tomar conciencia, que somos  la clave en como el día de mañana nuestros hijos afrontarán esta etapa tan importante en la vida de ellos y aprendan a manejar sus emociones de una manera más objetiva poniendo la razón a la emoción.

En el caso de no haber tenido la oportunidad de tener este tipo de contacto emocional con su hijo/a desde una temprana edad igualmente está a tiempo de hacer muchísimo por ellos. Mi recomendación es que busquen ayuda terapéutica profesional especializada en la adolescencia, busque orientación y lo más importante desarrolle en su hijo una vida espiritual.  By Lily Pais

Comentarios

Comentarios

lilypaisoficial
Escrito por lilypaisoficial